BREAKING NEWS
latest

468x60

header-ad

LÍNEA DEL MIÑO) En nada descabellada la teoría reivindicativa de Francisco J. Gil

El periodista Francisco J. Gil, gran experto en temas ferroviarios donde suele no escapársele una... ha defendido a mediados de diciembre, la teoría de mejorar la línea del Miño, entre Vigo y Ourense, como la mejor salida desde Vigo para el AVE camino de Madrid, en vez de ir dando la vuelta por Santiago, como han venido propugnando en una activa campaña de varios días, los escribas de "La Voz de Galicia".

El diario coruñés aprovechó muy bien los desprendimientos de tierras habidos en la vieja vía del Miño entre Guillarei y Ourense, no para reivindicar obras y mejoras en este trayecto, sino para tratar de convencer a la parroquia lectora de que, lo menos malo ahora mismo, es llevar ya el tren Vigo-Madrid dando la vuelta por Santiago. Aprovechó incluso las tesis de unos ex empleados del Adif que también están por el peregrinar ferroviario vía Compostela y... persistió en el empeño de presentar la vía del Miño como una especie de... está para el arrastre. 

Y está para el arrastre porque no gastan un chavo en mejorarla. Como bien dice Paco Gil, con unas inversiones como las que ahora se van a hacer entre Ourense y Lugo para llevar aquí la velocidad alta... la vía del Miño sería perfectamente útil y sería aprovechable, junto a la construcción de la salida Sur de Vigo para el uso de los trenes entre Vigo y Madrid vía Ourense, además de los que van a Portugal, así como para recuperar una actividad ferroviaria decente, como antaño había dando servicio a los pueblos de las orillas del rio Miño.

Es bueno que lean con detenimiento lo bien explicado y pensado por Francisco J. Gil, publicado ya sobre el 12 de diciembre pasado en el suplemento ferroviario de La Región. Gil defiende esta teoría (que no vemos en nada descabellada) : 

"La vía del Miño sigue siendo la mejor solución para la conexión de Vigo con la línea de alta velocidad en Ourense, en contra de las teorías que sostienen quienes aseguran que el uso del corredor del eje atlántico con parada en Santiago permitirá más frecuencias, al añadir los viajeros potenciales de dicha ciudad al tren que saldría de la estación de Vigo.

La defensa de las tesis de la salida de Vigo por Santiago no deja de ser el argumento de un sistema ferroviario radial, con la capital de Galicia como punto central, desplazando hacia el norte las comunicaciones naturales del sur, entre Ourense y Vigo y sus villas y localidades intermedias.

El rodeo por el corredor del eje atlántico, y parada en Santiago, representa más kilómetros de recorrido, más paradas intermedias, una inversión del sentido de la marcha en Santiago y, en consecuencia, un mayor tiempo de viaje que utilizando la vieja línea del Miño.

Actualmente, y pese a las limitaciones de velocidad que existen en algunos tramos, el tren que une Vigo y Ourense en menos tiempo invierte 1 hora y 29 minutos. La construcción de la salida sur en la estación de Urzaiz, reduciría ese tiempo de viaje a menos de una hora y cuarto y mantendría la conexión para los usuarios de Tui y los viajeros potenciales procedentes de Portugal, desde la estación de Guillarei.

A finales de la década de 1990 se realizaron algunas modificaciones en la línea que permitieron aumentar la velocidad media entre Porriño y As Neves, con la construcción de pequeñas variantes. Si se realizase una actuación similar a la que se va a ejecutar en la línea entre Ourense y Lugo, sumado a la salida sur de la estación de Urzaiz, el tiempo de viaje entre Vigo y Ourense podría quedar reducido a menos de una hora. Las principales variantes tendrían que ser ejecutadas entre Ribadavia y Frieira, desviándolas del actual trazado que sigue paralelo a los meandros del curso del Miño.

La solución para la salida de Vigo por tren tiene que pasar, necesariamente, por acortar distancias y el corredor del eje atlántico ha servido para acortarlas entre Vigo, Pontevedra, Vilagarcía, Santiago y A Coruña, pero aleja Vigo de Ourense y margina las relaciones ferroviarias tradicionales entre localidades intermedias como Guillarei, Salvaterra, Arbo, Frieira, y Ribadavia, que hasta hace menos de una década contaban con trenes regionales que favorecían la relación de dichas villas con Vigo y Ourense, llegando a haber seis trenes por sentido que daban servicio a Ribadavia y entre cuatro y seis a las estaciones de O Porriño y Guillarei y más de ocho trenes por sentido entre Vigo y Ourense. Actualmente hay tres trenes diarios por sentido entre Ourense y Vigo, aunque Renfe oferta siete. Los cuatro adicionales, utilizando el corredor del eje atlántico y transbordo en Santiago, con un tiempo de viaje de una hora de diferencia entre las conexiones más rápidas con transbordo frente a la conexión directa. Y no solo el tiempo es superior, también el precio del billete, que pasa de 10,30 euros en el precio por sentido en billete de ida y vuelta a 17,70 euros en el que hace la “circunvalación” por Santiago."

Intercity entre Vigo y Bilbao. Renfe acabó con el...


« PREV
NEXT »