Feijóo avanza el Plan de Reactivación Asistencial de la Atención Primaria que optimizará el funcionamiento de los centros

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, avanzó hoy, en la rueda de prensa del Consello de gobierno, el Plan de reactivación asistencial de la Atención Primaria que optimizará el funcionamiento de los centros de salud y garantizará la seguridad de los profesionales y de los enfermos.

Después de recordar que la Atención Primaria jugará un papel muy relevante en la detección precoz de nuevos casos y en la paulatina vuelta a la normalidad, Feijóo subrayó que esta hoja de ruta fue elaborada en colaboración con los diferentes colegios profesionales, sociedades científicas y asociaciones del ámbito sanitario; y fue también validada por el Comité Clínico del Servizo Galego de Saúde. En concreto, está estructurada en varias fases que se desarrollarán de una manera progresiva, desde el momento actual hasta el mes de junio (la fase 1 comprende del 4 a 17 de mayo ; la fase 2 del 18 a 30 de mayo ; la fase 3 del 1 a 14 de junio ; y la fase 4 de 15 de junio en adelante).

Entre las medidas principales, el responsable del Ejecutivo gallego subrayó que ante una infección respiratoria aguda, los médicos de familia podrán solicitar la realización de las PCR, precisando que hasta ahora ya podían dentro de las limitaciones del protocolo del Ministerio, pero ahora podrán pedir inmediatamente una PCR y deberá tener respuesta en un plazo de entre 24 y 48 horas. Asimismo, se potenciará la atención telefónica, la citación espaciada de pacientes para evitar aglomeraciones, el impulso de la atención domiciliaria y el teleseguimiento, y la limitación en el acceso de personas a los centros de salud, cuyo aforo continuará limitado por motivos de seguridad.

En el ámbito de la prevención de los riesgos laborales, los centros de salud estarán dotados del material necesario para la protección individual de los trabajadores y contarán con unas Epis proporcionales e idóneas a los riesgos a los que se deban exponer los profesionales del centro. Y se dará continuidad a las actividades formativas e informativas dirigidas al personal sanitario y no sanitario de los centros, además de intensificarse las tareas de limpieza y desinfección, tanto de las estancias como de los equipos de trabajo.
Feijóo destacó que se trata de un plan flexible que se irá adaptando a las circunstancias, precisando que, según avancen sus fases, el personal sanitario irá recuperando las actividades suspendidas por la pandemia.

A cada servicio de atención primaria le corresponderá la reorganización de las agendas profesionales en función de las necesidades, prestando especial atención a los pacientes más más vulnerables.
Para evitar la propagación del coronavirus, cada centro sanitario procurará contar con dos circuitos diferenciados: uno destinado a los pacientes covid y otro para el resto de dolencias. No obstante, si las dimensiones de los centros sanitarios no permitieran esta diferenciación, se valorará la posibilidad de atender comarcalmente a los pacientes con sintomatología covid.

Entre otras medidas que aporta el plan, se incluyen precisiones que abordarán de una manera específica las especialidades sanitarias como son: la atención pediátrica, que mantendrá un circuito diferenciado; la atención obstétrica, cuyas consultas prenatales y puerperales serán realizadas preferiblemente de manera telefónica; las unidades de salud bucodental, que precisan equipos de protección individual integrales; las unidades de fisioterapia, que recuperarán su actividad siguiendo criterios de prioridad patológica y menor riesgo de contagio; las unidades de atención farmacéutica, que mezclarán la atención telefónica y presencial; y las unidades de atención de trabajo social sanitario, que se centrarán en la detección proactiva de pacientes en situación de riesgo y exclusión social.
El presidente de la Xunta concluyó subrayando que el plan de reactivación asistencial procurará impulsar la detección precoz de nuevos casos en atención primaria. Asimismo, y para llevarlo a cabo, pidió la colaboración de los pacientes y agradeció la labor del personal sanitario y no sanitario que trabaja en los centros de salud y en los puntos de atención continuada.

Nueva adquisición de material para los hospitales
A lo largo de su intervención, el presidente de la Xunta se refirió también a la adquisición de nuevo material para hospitales por valor de 600.000 euros, entre lo que destacó: 8 ventiladores volumétricos, 5.000 pulsioxímetros y 200 camas de hospitalización.
En esta misma línea, destacó la aprobación del expediente de contratación de la obra para instalar 33 puertas automáticas en las UCI y REA del Hospital Universitario Lucus Augusti de Lugo con una inversión de 170.000 euros.

Núñez Feijóo