"Illa, maravilla" y la elegante explicación de lo que son "los allegados"

Al hombre le falta un coro que le cante y estimule : ¡Illa, Illa, Illa; Illa, maravilla!. Una cosa así podría estar bien, con acompañamiento de zanfona, botella de anís y demás propio de la Navidad. Pero no, al ministro de Sanidad, no le cantarán estos días. No está el hombre para fiestas... ya lo dijo este miércoles, tras la reunión con los de las autonomías/autonosuyas.

El sermón de Illa tras lo habido en el cónclave pasa por un “la pandemia está evolucionando en nuestro país relativamente bien”, aseguró el ministro de Sanidad, que, con todo, incidió en que “aún estamos muy lejos del objetivo”, así que “estas Navidades es necesario quedarse en casa y limitar los movimientos y los contactos sociales”. “Es importante no bajar la guardia, especialmente en unos días como son estas fiestas de diciembre, donde la movilidad y los contactos sociales tienden a incrementarse mucho”, apuntó el ministro, haciendo referencia a una ecuación básica: “A más movilidad, mayor aumento de casos, más hospitalizaciones, más UCI y más fallecimientos; y a más contactos sociales igual".

En la reunión mantenida tras el Consejo Interterritorial de Sanidad de este miércoles, Illa informó de que “abogamos porque estas medidas se respeten, porque estas Navidades nos quedemos en casa, que no nos movamos y que celebremos con nuestro grupo de convivencia las fiestas, y, de no ser así, dentro del límite establecido de 10 personas en los días señalados. Nunca con desplazamientos entre comunidades". O sea : mejor que celebres solo con quien vivas en casa; pero vamos, si vienen de fuera, o vais fuera, no debéis pasar de 10, cifra mágica para los días señalados...10 que no es seguro de nada, dicho sea de paso, 10 que no significa que no exista riesgo...

Con todo, se mostró consciente de que esto de contenerse y procurar estar con los menos posible supone un importante esfuerzo por parte de la población, pero lo alentó diciendo que “merece la pena, porque cuesta mucho doblegar la curva y ya hemos observado en otras ocasiones, como en el pasado puente del Pilar, que sin restricciones aumentaron los casos”. Le faltó decir que aumentando los casos, aumentan las muertes, por si el batallón de los que se hacen los despistados pretenden olvidarlo.

Durante su intervención, Illa insistió en que en las reuniones familiares previstas en Navidad pueden participar ‘allegados’. Y defendió el término diciendo que “todos entendemos lo que es un allegado”. “¿Alguien está en contra de que personas que mantienen una relación afectiva que no cae en una definición clásica de familia puedan reunirse en Navidad o en Nochevieja? Creo que todo el mundo lo ha entendido”, señaló el elegante señor ministro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.