Retirados más de 13.200 nidos de velutina al amparo del Plan acordado entre Xunta y ayuntamientos

La Xunta atendió más de 13.200 avisos desde la puesta en marcha el pasado enero del Plan de Lucha contra esta especie acordado entre el Gobierno gallego y la Federación Gallega de Municipios (Fegamp). El operativo de la empresa pública de Servicios Gallegos (Seaga), encargada del encargo, está gestionando un promedio anual de 63 incidentes por jornada, aunque en esta última semana el promedio fue de 217 avisos.

Ocho de cada diez comunicaciones tramitadas se contabilizaron entre las provincias de A Coruña y Pontevedra, con casi 6.000 y más de 4.600 casos respectivamente. En la provincia de Ourense se atendieron 1.150 avisos y en la de Lugo los 1.408 restantes.

Desde que empezó a funcionar a comienzos de año el Plan de lucha contra la avispa velutina, ya se adhirieron de forma voluntaria 285 ayuntamientos, lo que supone el 90% de los municipios gallegos. La proporción es similar en las cuatro provincias con nueve de cada diez entidades locales de cada una de ellas incluidas en el plan: 85 pertenecientes a la provincia de A Coruña, 62 de Lugo, 83 de Ourense y 55 de Pontevedra.

El Plan, acordado de manera coordinada y conjunta con la Fegamp, está dotado con 2,3 millones de euros, a través de fondos propios de la Administración autonómica y del Fondo de Cooperación Local. Se basa en la concentración de recursos para eliminar los nidos de esta especie en la comunidad y ofrecer una respuesta eficaz, centralizada y homogénea en todas las zonas afectadas. De esta forma, la Xunta, en colaboración con los 285 ayuntamientos adheridos, realiza los trabajos de retirada de nidos de la avispa velutina a través de los efectivos de Seaga.

El operativo de Seaga cuenta con unos 80 profesionales, de los que la mayoría integran el equipo de intervención con operarios distribuidos en los cinco centros de Santiago de Compostela, A Coruña, Lugo, Ourense y Pontevedra. También cuenta con un equipo de coordinación con personal técnico y administrativo formado por seis personas. El personal del equipo de intervención cuenta con los medios necesarios para realizar su trabajo con garantías. De hecho, la Xunta invirtió casi 55.000 euros en la adquisición de nuevos materias que permitan agilizar el trabajo y ser más eficientes.

Los operarios de Seaga atienden los avisos recibidos en el servicio habilitado en el Teléfono de Atención e Información a la Ciudadanía 012, que también continuó funcionando durante el estado de alarma decretado por la crisis sanitaria del coronavirus. Debido a la importancia de este servicio para la ciudadanía, la Xunta mantuvo las actuaciones garantizando la protección y la seguridad de los efectivos de Seaga.

Una vez recibido el aviso 012, el personal de Seaga retira en un plazo medio de cinco días hábiles los nidos situados a menos de 25 metros de altura y en lugares accesibles en los que se pueda actuar con seguridad con los sistemas empleados de eliminación y neutralización. Desde el inicio del plan, fueron eliminados y neutralizados más de 7.400 nidos. El tiempo de respuesta puede superar las cinco jornadas cuando los nidos sean inaccesibles o se precisen medios complementarios. Además, en algunos de ellos no procede actuación.

Por otra parte, se informa por SMS del estado de los avisos a las personas que comunicaron de su presencia. Así, se contacta con el comunicante para planificar la visita del personal de campo que, a su vez, después de acudir al lugar del aviso, informa al personal del equipo de coordinación el estado de la actuación.


Artículo Anterior Artículo Siguiente