Galicia refuerza nuevamente su plan de lucha contra la avispa asesina

El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, destacó hoy la importancia de que los ciudadanos continúen llamando al Teléfono de Atención e Información a la Ciudadanía -012- para avisar de la presencia de nidos de avispa velutina, ahora que en esta época del año comienzan a aumentar. Así lo destacó hoy en su visita a las instalaciones del Seaga en Pontevedra, donde anunció que la próxima semana se reforzará el equipo que está retirando y destruyendo los nidos de esta especie desde comienzos de año por encargo de la Xunta hasta completar el número de efectivos previsto.

En su visita, en la que estuvo acompañado por la directora general de Administración Local, Marta Fernández-Tapias y el delegado territorial de la Xunta en Pontevedra, José Manuel Cores Tourís, explicó que el nuevo personal se unirá al equipo de intervención tras recibir la formación específica y contará con los medios necesarios para realizar el trabajo con todas las garantías de seguridad. De este modo, contarán con nuevas equipaciones para ser más eficientes como marcadoras de aire comprimido de gran alcance, pértigas más ligeras y bombas de batería para la impulsión de biocida.

Alfonso Rueda también hizo balance de los cuatro meses que lleva en funcionamiento el Plan de lucha contra la avispa velutina acordado entre la Xunta y la Federación Gallega de Municipios y Provincias (Fegamp) y al que ya están adheridos 278 ayuntamientos, lo que supone el 90% de los municipios gallegos. En esta línea, destacó que el Gobierno gallego ofrece “una atención profesional con equipos bien preparados que cuentan con los medios necesarios para hacer frente a lo que se convirtió en un problema en Galicia y a lo que la Xunta dió una solución centralizada y coordinada con los ayuntamientos”.

Desde que se puso en marcha este programa el pasado 20 de enero, los efectivos del Seaga atendieron más de 2.100 avisos. Dos tercios de las comunicaciones se concentraron en las provincias de A Coruña y Pontevedra, con 840 y 652 avisos respectivamente. Desde el comienzo del encargo, se recibieron de promedio 17 avisos por jornada.
En casi 500 nidos se procedió a su retirada o neutralización y en la mayoría de ellos en un plazo de menos de cinco días hábiles, al estar situados a menos de 25 metros de altura y en lugares accesibles. Además, el equipo señaliza los nidos inactivos con una pegatina en la que se indica la fecha de la visita.
Por otra parte, desde el pasado febrero se informa por SMS del estado de los avisos a las personas que comunicaron de su presencia. De esta forma, se contacta con el comunicante para planificar la visita del personal de campo que, a su vez, después de acudir al lugar del aviso, informa del estado de la actuación.

Debido a la importancia de este servicio, la Xunta mantuvo la atención de los avisos para la retirada de nidos en el teléfono 012 durante el Estado de Alarma por el coronavirus. Aunque el volumen de llamadas descendió debido al confinamiento, el Gobierno gallego continuó con los trabajos durante este período garantizando la protección y la seguridad de los efectivos del Seaga. Por eso, Alfonso Rueda insistió en la necesidad de que los ciudadanos a partir de ahora informen cada vez que localicen uno de estos nidos.
El plan, de lucha contra la avispa velutina dotado con 2,3 millones de euros de fondos propios de la Xunta y del Fondo de Cooperación Local, ofrece una respuesta eficaz de forma homogénea en todas las zonas afectadas de la comunidad.