2020) 26 millones en ayudas de la Xunta para comercialización de productos agrarios

Casi un ciento de empresas gallegas se beneficiaron en 2020 de 26 M€ de las ayudas de la Xunta para la transformación y comercialización de productos agrarios.

Estas subvenciones buscan fomentar la creación, ampliación y modernización de las industrias agrarias gallegas, para ahondar en el desarrollo económico y en la fijación de población en el rural.

 





Un total de 91 empresas se beneficiaron en 2020 de las ayudas de la Consellería de Medio Rural para la transformación y comercialización de productos agrarios, destinadas a fomentar la creación, ampliación y modernización de las industrias agrarias gallegas. Así, se les otorgó un importe global de 26 millones de euros, con los que la Xunta subvencionará unas actuaciones que superarán en conjunto los 82,35 millones.

Si analizamos los datos por provincias, en la de A Coruña se localizaron 23 proyectos beneficiarios de un total de 6,7 millones de euros en ayudas para una inversión de 20,5 millones. COn respecto a la de Lugo, los proyectos beneficiarios ascendieron a 38 con una aportación de 10,1 millones para una inversión de 36,2 millones. En Ourense fueron 11 los proyectos aprobados con una subvención de 1,1 millones de euros para una inversión de 3,2 millones. Y, finalmente, en Pontevedra fueron 19 los proyectos beneficiarios de una aportación de 7,9 millones de euros para una inversión de 22,3 millones.

En cuanto a la proporción por sectores, destacan las ayudas concedidas a 28 proyectos de inversiones en el sector lácteo -con un importe total de casi 12,4 millones de euros- que representan cerca del 48% del total de las aportaciones aprobadas, para una inversión de 41,44 millones. Entre estas iniciativas, 13 están encaminadas a la elaboración de diversos tipos de quesos, tres a la obtención de leche en polvo así como de proteínas y suero de leche en polvo y los otros 12 restantes son para la elaboración de una gran variedad de derivados lácteos, como son los yogures, helados, mozzarella y dulce de leche.

En el sector cárnico, se apoyaron 27 proyectos con una inversión de 21,9 millones de euros y con una ayuda total de casi 7,7 millones. Las inversiones se dirigen a la modernización y a la mejoras en mataderos, salas de despiece e industrias de elaborados cárnicos. Mientras, en el ámbito hortofrutícola, se concedieron 2,14 millones en ayudas a 11 proyectos, con una inversión total subvencionable de 6,61 millones. Los proyectos aprobados corresponden a actividades relativas a la manipulación y procesado de patatas, castañas, frutas y productos de la huerta.

Con respecto a la alimentación animal, se aprobaron 11 proyectos con una ayuda de 1,7 millones de euros y con una inversión total subvencionable de 4,6 millones. Los proyectos apoyados corresponden en un 99% la instalaciones de cooperativas. Asimismo, se concedieron aportaciones a 14 proyectos de otros sectores de actividad, con una ayuda total de 2,09 millones de euros y con una inversión subvencionada global de 7,75 millones. Entre ellos destacan iniciativas en instalaciones de selección y envasado de huevos (la mitad de ellos de producción ecológica), de incremento de la capacidad productiva de una industria de elaboración de galletas tradicionales o de ampliación de instalaciones para la elaboración de aguardiente y licores con Indicación Geográfica Protegida.
Apuesta por la agroindustria

El volumen de las ayudas concedidas y de las inversiones subvencionables en 2020 confirman el peso de las industrias agrarias en el tejido económico gallego, posibilitando la viabilidad de las explotaciones al aportar valor añadido a las producciones y facilitar su acceso a los mercados. Asimismo, muestran que estas industrias consiguen fomentar la creación y mantenimiento de puestos de trabajo en las zonas rurales.

De este modo, aunque la agroindustria gallega se esparce por todo el territorio, tiene una importante presencia en el rural, en zonas con dificultades para su desarrollo, mismo en zonas de montaña del interior. Por eso, el fomento de la agroindustria es un factor clave para el desarrollo económico y la fijación de población en el rural. En ese sentido, cabe señalar que un 86% de las ayudas aprobadas en la convocatoria de 2020 se destinan a proyectos localizados en zonas de montaña o con baja densidad de población. Asimismo, un 42% se dirigen a proyectos promovidos por cooperativas.

Estas ayudas están cofinanciadas con el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural a través del Programa de Desarrollo Rural de Galicia para el período 2014-2020. Así, como balance de esta actuación hay que indicar que -antes de la convocatoria de 2020- se aprobaron en esta medida un total de 301 proyectos en Galicia, con una inversión subvencionable total de 232,75 millones de euros y con un importe de ayudas concedidas de 79,43 millones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.