Sobre rebrotes y estúpidos, relajación y consecuencias, "viva la virgen" y pagar justos por pecadores

Somos tercos, somos estúpidos, somos lo que no deberíamos de ser... insistimos en hacer burradas y las consecuencias, luego, saltan a la vista y hacen pagar a justos por pecadores.
Lo del tipo ese diagnosticado positivo en Cataluña, al que se le dice métase en casa y no salga de allí hasta que se lo digamos... y que en vez de hacer lo que le ordenan, se coge un avión y se va a Ibiza a una despedida de soltero de un amigo, no le llega con eso y sigue por allí unos días pastoreando... hasta que llega la policía, lo detiene y lo mete a la fuerza en un cuarto de un hospital, es el paradigma de esta historia que -un día más- aquí denunciamos.

De un lado están estos comportamientos peligrosísimos como el de este tipo de la despedida de soltero, que no es ni -lamentablemente- será un caso único.
De otro lado está que no acabamos todos de meternos en la cabeza que el ABC de esta historia de combatir la Covid-19 está en la prevención más absoluta, lo que no impediría tener la libertad de ir a pasear, comer una tortilla en el campo, ir a la playa incluso... pero siempre, siempre, siempre, a dos metros de distancia unos de otros y con la mascarilla puesta, salvo para ingerir bebidas y tomar alimentos. Sin ella, en casa, fuera de la presencia de los demás.

Quien corresponda se equivocó autorizando tan pronto "reuniones" (convertidas enseguida en comilonas y francachelas de 20 juntos...). Ni 20, ni 10... solamente todos los que vivan en una misma casa, ni uno más. Hasta ahí se podría y debería llegar. El resto es incrementar innecesariamente el riesgo. Y se está viendo y constatando que así es.
Aplicar siempre el sentido común. Solo el paso del tiempo debilitará el virus. Pero hasta ahí, hasta que el problema sea residual o que la vacuna proteja, no hay más que un camino -aunque sea de meses y meses- : sensatez, cabeza, sentido común, precaución y... en todo momento : máscara+2 metros. Máscara+distancia social.
Una cosa es ir a ver a tu padre, que vive en otro domicilio y estar con el pero a dos metros de distancia y charlar lo que haya que charlar; otra es llamar a tu padre, a tu madre, al primo del pueblo, a la prima del otro barrio, al sobrino tal, al cuñado cual.... y juntar a todos en una comilona de esas codo con codo, horas de ji-ji-ji, já-já-já... que, ¡quien sabe!, pueden suponer estar jugando con fuego,
con auténtico fuego...

El Gobierno, los Gobiernos (en España, como se sabe, hay un batallón de gobiernos) dirán misa si quieren. Pero personalmente extremé desde el primer día las precauciones. Y de ahí no salgo :
mascarilla en todo momento salvo en casa, distancia de dos metros en todo lo posible, nada de comilonas ni siquiera con parientes o allegados que no viven conmigo, lavado de manos lo más posible...no tomar un transporte público si puedo evitarlo. Aún así, no tengo garantía de nada; pero al menos no colaboro por mi parte a jugármela...
Ayer, en Vigo, en un paseo por barrio más o menos céntrico, me congratulé de ver en un 90% a la ciudadanía con la que me cruzaba, con máscara. Falta ese 10% : "los gobiernos" deberían de exigir a ese 10% (incluso con medidas coercitivas) el uso en todo momento de la mascarilla. Nadie debería cruzarse en la calle con otra persona y que uno de los dos no lleve mascarilla... y distancia, debería haber más marcas en los suelos intimidatorias al respecto, señales por todas partes.

¿Hay que educar a la población? : ¡SI!. Ya empieza a ser tarde para hacerlo...
¿Para qué quieren esas televisiones públicas que nos cuestan un riñón y parte del otro?. Hay que ponerlas al servicio de esta causa : cortometrajes, spots didácticos, constantes y machacones consejos...
Ayer, los paneles de la autovía Vigo-O Porriño estaban llenos de lo que, a estas alturas, es una tonteria : "recuerda, si bebes, no conduzcas". Bien : si a estas alturas, un conductor sigue sin aprender que no puede beber si va a conducir... no por ponerle el archisabido consejo va a convertirse al no bebo si conduzco. Ayer, esos paneles debían de decir algo así como : "Solo hay un camino : mascarilla siempre + distancia social siempre" (o similares). Pero no lo decían... se les ocurrirá poner eso cuando llevemos un montón de rebrotes encima, estemos encarcelados de nuevo y no podamos andar por ahí con el coche...

No hemos desconfinado bien. Somos de los primeros en desear la libertad de movimientos y es lo que nunca deberíamos de perder, el poder ir en coche a donde y por donde nos venga en gana... disfrutar del campo, de la naturaleza, de lo que sea... y todo eso es perfectamente compatible con lo anteriormente expuesto y que sería tan deseable estuviese sucediendo ahora. No nos confundamos...
Pero aquí hemos pasado -en España, en Galicia, en Portugal- del cuerpo a tierra, que nadie se mueva... al podemos hacer esto, lo otro y lo demás allá; primero pedían dos metros de distancia, luego uno y medio... Prohibidas las reuniones de más de 5, luego de 10, ahora ya de 20... todo en tiempo meteórico de desconfinamiento... la relajación corrió más rápido que la expansión del virus, con lo que este acaba por rebrotar.
En Portugal, un presidente de la República, un primer ministro y una ministra de Cultura, se metieron en el inicio de junio, con 2.000 personas al lado, en un recinto cerrado (la plaza de toros de Lisboa) para -se supone- dar ejemplo (?) de cómo se podía ir a un concierto... ¡Primeros de junio!... les pongo una foto más abajo, para que ustedes, lectores, entiendan de lo que les estoy hablando... Ha pasado un mes largo : Lisboa está con los tristemente famosos rebrotes. No digo que se hayan producido como consecuencia de aquellos dos días de conciertos en la plaza de toros... Pero el mensaje que a la ciudadanía irresponsable aquellas fotos transmiten fue un ¡hala!, vamos a ello ya... que aquí no pasa nada. Y viene así el relajamiento social, el bajar la guardia aquí, allá, en la esquina, por Juan o por Perillán y... llegan rebrotes, por causas y orígenes distintos, lo que quieras, pero rebrotes que, cuantos menos fueran, mejor nos iría...

No sigo, amigo lector. Perdóname la cierta indignación que me invade.
A partir de esta noche la comarca de A Mariña, en Lugo, va ser cercada... "uma cerca sanitaria" que dirían los hermanos portugueses; lo mismo pasa ya desde ayer en la comarca de Lleida capital (más de 200.000 personas pasan a estar cercadas)... Hablaban los políticos cuando tiempo atrás querían aislar al PP en España de aplicarle un "cordón sanitario". Ahora ya saben de verdad lo que es un "cordón sanitario"... Eso es lo que se aplica ya en Lleida, se aplicará desde este domingo noche en A Mariña, en Lugo... y acabarán aplicándolo donde haga falta. Una lamentabilísima vuelta atrás.

Con mascarilla en todo momento + distancia social en todo momento + prohibiciones de comilonas, reuniones y afines de todos los que no vivan en una misma casa y algunas medidas cautelares más dictadas desde el sentido común y no desde el oportunismo político... habría rebrotes, sí; pero no duden que menos...

Última hora de los medios informativos este mediodía de domingo : 
"En directo, coronavirus | Sanidade cierra cinco días, desde esta medianoche, los accesos de A Mariña. El brote detectado en la comarca supera el centenar de contagiados. Los 14 municipios afectados mantendrán la movilidad interna, pero se limitarán los aforos, se establecerán horarios de cierre en la hostelería y el uso de mascarilla será obligario también al aire libre, incluso en playas y piscinas. Solo podrán entrar y salir de la comarca los que tengan que desplazarse por motivos de trabajo. En A Mariña continuarán cerrados locales de ocio nocturnos y en las playas se deberá mantener una distancia de cuatro metros. Las reuniones serán como máximo de 10 personas si no son convivientes..." (la Voz de Galicia). 
En España, los rebrotes, que ya alcanzan los 70 (45 de ellos activos), no paran de crecer. Tras reunirse de urgencia, la Generalitat decidió confinar ayer a toda la comarca del Segrià, en Lérida, con 38 municipios y más de 200.000 habitantes, durante al menos 15 días. Estas dos semanas -avaladas por el juez de guardia- serán prorrogables. La zona permanece cerrada desde el mediodía debido a un «crecimiento demasiado importante de casos de contagio», explicó el presidente Quim Torra, por lo que desde este sábado están restringidas las entradas y salidas en el territorio afectado.
«He dado órdenes para que la policía multe a todos aquellos que no cumplan las normas en el Segrià», señaló Torra en rueda de prensa, acompañado por Miquel Buch, conseller de Interior, y Alba Vergés, consellera de Salud. Hasta las 16 horas, bajo el permiso de las autoridades policiales desplegadas, se permitió la salida de todos aquellos que no tuviesen residencia fija en esta comarca. También hasta esa hora pudieron entrar todos los que viven allí y se encontraban fuera. «Recomendamos a la población que se quede en casa y limite todo lo posible sus salidas», insistió Buch, concretando que el marco general es que el perímetro del Segrià estará cerrado, pero que la gente podrá desplazarse para ir a trabajar, siempre certificando estos movimientos. «A partir del lunes se pedirá en los controles el certificado de autoresponsabilidad». (En varios medios)

In Jornal de Noticias, Time Out. Farpas Blogue (Miguel Alvarenga) ... algunas imágenes de cómo se pobló de unos 2.000 espectadores la plaza de Lisboa (que habitualmente tiene aforo para 6.000). Arrancaba el mes de junio pasado... demasiado pronto para andar jugando con fuego. Es nuestra humilde opinión. Las consecuencias de jugar con fuego antes de tiempo... ahí están. Las últimas fotos de esta serie son de Lisboa, este viernes pasado, en hora punta del mediodía : ni un alma en los restaurantes, apenas gente por la calle... los rebrotes llevan a esto.










Artículo Anterior Artículo Siguiente