Deputación presenta su campaña para lanzar un salvavidas al sector turístico