Radio. Antonio Bernárdez : la vuelta de quien un día mandó todo a paseo para ser... funcionario

Bernárdez, no hace mucho,
como profesional de la Política.
No hay como estar jubilado para ver los asuntos con cierta distancia y, sobre todo, enterarte de muchas cosas con retraso. Fue así que hoy me he enterado que el púlpito de la COPE en Vigo ha contratado los servicios del antiguo radiofonista, Antonio Bernárdez, para conducir desde la salida de este pasado verano lo que llaman el Mediodía COPE, las mañanas locales de la radio de la calle viguesa del Príncipe (si es que no la han cambiado también de sitio).

Conozco muy bien a Antonio Bernárdez, pues trabajó conmigo nada menos que una década, en la viguesa emisora de la SER. Un buen día, al final del verano, cuando yo volvía de las vacaciones, me enteré por sorpresa de que Toñito (como así cariñosamente le decíamos casi todos) se iba de aquella Radio, porque quería ser funcionario municipal (sabia decisión) y se había presentado a los pertinentes exámenes/oposiciones, aprobándolos, claro está.

Después de un tiempo como funcionario, Bernárdez, por lo que fuere, tomó cariño a los del PP y acabó siendo incluso concejal por esa formación, además de ilustre "fontanero" -cargo de confianza interno capaz de resolver no pocas pequeñas pero importantes papeletas del partido-. Así pasaron bastantes años, con Bernárdez ya inmerso en plena faena política, con notable protagonismo incluso en ruedas de prensa, etc. etc. Cuando quedó descabalgado de la esfera política municipal, sus buenos servicios al partido fueron requeridos para ser jefe de gabinete del Delegado de la Xunta en Vigo, cargo que pasaba a asumir el también ex concejal López Chaves. Y la verdad es que Bernárdez, en todos esos desempeños políticos que han durado no pocos años, lo hizo admirablemente bien.

Ahora, en este verano reciente, a López Chaves le dieron puerta los de la Xunta. Y con el, a lo que parece, enviaron a paseo a António Bernárdez, de lo que me he enterado estos días aún, cuando pensaba que un "fontanero" del nivel de Bernárdez, seguiría arreglando, con su notable eficacia, las tuberías políticas del PP vigués... Pero no, no parece haber sido así.

Bernárdez, estos días, como profesional
de la Información
(imagen Twitter / Cope)
Ya digo que de unos años para aquí no suelo oír la radio -y menos la local que de un tiempo a esta parte es de paupérrima calidad y de un servilismo oprobioso-. Pero sí me gusta, para bien y para mal, recrearme con las redes sociales, sus cosas buenas y sus no pocas cosas malas. Y ahí, me veo en una foto al tal Marnotes, ahora líder del PP en el Concello de Vigo, retratado con Antonio Bernárdez, este ya en pose de entrevistador y con los micrófonos de Cope por medio. Investigo y... ¡zas!, me aclaran que Bernárdez es ahora el responsable de las mañanas de la Cope en Vigo. Y me aseguran que no ha querido regresar a su plaza de funcionario del Concello, prefiriendo dedicarse a estos menesteres radiofónicos, que había enviado al carajo hace décadas...Alucino por momentos, al tiempo que me acuerdo del título de un programa de media hora que cuatro días a la semana, por las tardes, Bernárdez presentaba en la Ser viguesa en mis tiempos radiofónicos y que se titulaba : ¡Así es la Vida...!.

¡Y tanto que... así es la Vida!. 
No creo que Bernárdez esté en la COPE al servicio del PP.
He examinado el recorrido y veo que ya ha entrevistado -también, entre otros- al jefe provincial del PSOE y al tiempo mandamás de la Zona Franca (el siempre sonriente Regades), a la socialista de toda la vida Avendaño, al díscolo alcalde de Gondomar y a otras "especies" no afines a los populares.
¡Hasta ha llevado al Gran Mouriño!, a que contase su vida íntima, según decía el reclamo...
No sé que dará de si, ni cuanto tiempo dará de si, este Antonio Bernárdez de nuevo radiofonista. No lo sé. Tampoco me preocupa demasiado, en el peor de los casos, vuelve como funcionario al Concello y tiene donde comer.
Pero sí me agradaría que tuviese éxito, ya que le ha dado por esto, ahora que -al menos aparentemente- está descabalgado de la Política y ha apostado por tan romántica tarea.
No todo el mundo sirve para estar alternando a uno y otro lado del mostrador. Ni tiene la comprensión por parte de "la parroquia" que algunos (no pocos) como Bernárdez tienen (de lo cual en su caso particular me alegro mucho).

Yo tuve la oportunidad, en un momento ahora lejano de mi vida, de pasar al otro lado del mostrador... con buen dinero y no pocas regalías entonces. Agradecí a quien me lo ofreció; pero seguí siendo en el mismo sitio lo que siempre fui : periodista. Hice bien : cuando hubiese querido volver al frente informativo, a mi, estoy seguro, me habrían cerrado todas las puertas... por eso me alegro mucho de la suerte que mi -al fin y al cabo- amigo, Bernárdez, ha tenido.
Independientemente de que, también, personalmente pienso que nada hay peor que mezclar etapas tan dispares en una vida : ahora periodista, luego político, luego otra vez periodista... Es como los jueces que se meten a políticos y luego vuelven a la judicatura... Pero claro, es mi opinión; y mi opinión vale lo que vale...

No quiero terminar sin desear lo mejor a quien personalmente aprecio mucho, al igual que a su familia.
Sucede, eso sí, que para mi la Radio ya no tiene, salvo muy raras excepciones, atractivos. ¡Quien la vio (oyó, escuchó...) y quien la ve en España!. La Radio que tenía aquellas 7 / 8 horas locales al día dentro de una pujante cadena (la que fuere) hace ya mucho tiempo que murió, que la asesinaron sabios de medio pelo... de ella no queda nada, quedan unos rellenos de más bien mala muerte, en las escasísimas horas locales que las cadenas ofrecen... ¿Comprendes por qué, ahora, a mi me interesa muy poco la Radio y me he enterado, aún ahora, de la sorprendente vuelta al medio, de mi compañero de antaño, Antonio Bernárdez de Dios?.

EUGÉNIO EIROA

Copyright © RÍAS BAIXAS TRIBUNA. Designed by OddThemes